Anuncio

Colapsar
1 de 2 < >

Argentinaxp.com

Escorts
2 de 2 < >

Club de Caballeros Argentina

Obtené acceso a la mejor información de Argentina y el Mundo. Asociate hoy y comenzá a disfrutar!
Ver más
Ver menos

Horas extras en la oficina

Colapsar
X
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Horas extras en la oficina

    Fiamma escort vip Centro

    Fiamma escort vip Centro

    Escort en Tribunales

    Escort en Tribunales
    Era un día común de oficina y la verdad que ya se acercaba el horario de salida.
    Afuera, el día era gris y con nieve, horrible como la mayoría de los días de invierno de esta hermosa ciudad.
    En la oficina como siempre las horas transcurrían monótonas y lentas, lo que no significaba que mis ojos se deslizaran de vez en cuando para mirarle el culo a una de mis compañeras. Para describir los motivos de mis constantes miradas puedo alegar que Dany tiene hermosos atributos que alegraban mi visión.
    Ella es petiza, hasta por debajo de mi hombro. Pelo negro largo y ondulado. Ojos marrones oscuros intensos y una mirada dulce y a la vez sensual. A primera vista le ves que tiene unos labios normales pero si le prestas atención se nota que son suaves y húmedos. Su físico no es de modelo pero tampoco es impresentable. Es algo rellenita pero todo se va al carajo con esas enormes y redondas tetas que tiene. Siempre pude ver entre su ropa y escote los generosos melones que ostenta. Un par de veces nos chocamos inconscientemente en la oficina y pude notar q son firmes y grandes, a pesar de que hacia como medio año que había tenido una beba. Además de tan lindas tetas, no podía parar de observar tan lindo culito que ostentaba.
    Ese día Dany se fue con un jeans blanco… esos que te paralizan y quitan la respiración.
    Tenia una camisa bien ajustaba donde con enfado trataban de escaparse esos hermosos y gigantes melones. Y yo en mi escritorio poniendo cualquier excusa para poder mirarle las tetas. Tomábamos mate y obviamente como todo caballero me acercaba hasta su escritorio para acercárselo mientras charlábamos cosas banales de la vida.
    Cada vez que ella se levantaba tenia la obligación de mirar esa hermosa cola y entre tantas idas y venidas ya había comenzado a distinguir en ese jeans las marcas obligadas que dejaba su bombacha.
    Ya a esas alturas, no podía para de mirarla y cada vez con mayor severidad.
    Un par de veces se giro y pudo notar que yo estaba deleitándome con su hermosa cola.
    Esa tarde había que terminar de hacer un par de informes por lo que me quede después de hora para poder terminarlos. Ella, al enterarse de que me quedaba a terminar un par de cosas se ofreció a ayudarme por que disponía de tiempo.
    Ni lerdo ni perezoso acepte su ayuda y apure el trámite para despedir al resto de mis compañeros.
    Ya siendo pasada las 5, todos se habían ido y solo quedábamos ella y yo solos en esa oficina.
    Concentrado en mi trabajo para concluir lo más rápido posible y disponer de más tiempo para charlar (y observar) a Dany, ella desbarata todo los planes haciéndome una pregunta….
    - “vos decis que estoy gorda?”
    Yo con los ojo sorprendido le digo – “para nada!!!” “quien te dijo eso?”
    - “porque pienso que estoy gorda”, me dijo.
    A continuación el dialogo que mantuvimos.
    - como vas a estar gorda! Estas muy bien.
    - Enserio?, (risitas) y pensar que nadie me mira…
    - Como que nadie te mira. La verdad que vos llamas la atención y bastante…
    - A si? (poniendo carita de picara)
    - Y si nena! Además vos tenés lo tuyo (le digo)
    - (acercándose a mi escritorio dice) y que es lo que tengo…
    - (ya caliente como una pava le digo) con ese jeans a más de uno habrás dejado con la boca abierta.
    - Y vos también?
    - Obvio que si! Soy hombre y la verdad que el blanco te queda de 10.
    Termino de decir esa frase y ella a mi lado mientras yo estaba sentado, me dice: “y te pesque mirándome”
    Yo medio boludo le digo: “ah sí?
    Me dice que si y ahí nomas se da vuelta y me deja ese culo bien apretado al alcance de un mordisco y me dice: te vi que me mirabas…. Te gusta.
    Ahí nomas me quedo mirando ese jeans blanco, esa hermosa cola y le digo: y que queres que te diga… si esta divino… y amago a querer tocarlo….
    Ella sonríe y mientras se da vuelta y se agacha cerca mío y me dice: y que mas te gusta de mi?
    Ahí nomas, caliente como estaba acerco suavemente mi mano y empiezo a rozar suavemente mi mano por uno de sus pechos y le digo: vos sos una de las razones de que ahora no pueda levantarme….
    Ella ríe, mira para todos lados y me planta un beso en la boca... tímida al principio pasan unos segundos y va dejándose llevar por la calentura y comienza a jugar con mi lengua…
    Mi mano sube a su cola mientras yo seguía sentado y ella inclinada hacia mi.
    Desesperados de placer empezamos a besarnos mas y mas apasionados…. Con los nervios de que alguien entre a la oficina… de todas formas fue lo menos que nos importo…. Empezamos a tocarnos por todos lados, yo caía en su cola y sus pechos y ella empezaba a masajearme por encima del pantalón.
    Me quiero levantar de la silla pero ella me lo impide y me dice que espere, que la deje hacer algo… acto seguido: se arrodilla, baja el cierre del pantalón y busca con desesperación mi poronga que ya estaba dura como una piedra…. La mira, se sorprende y me dice… “sabes hace cuanto que no disfruto de una pija tan así?” y lo que siguió fue algo descomunal…. Empezó a chuparme como los dioses… le daba besitos a la cabeza junto con los gemelos y yo masajeaba esa cola y esas tetas. Se la comía entera… se atragantaba y seguía chupando con desenfreno…. Varias gargantas profundas y miradas que me calentaban más y más.
    Nos paramos y nos fuimos a una parte de la oficina (un sector que se cierra con puerta – un deposito chiquito) y ahí parados desabrocho su camisa y por fin veo por primera vez esas hermosas tetas... suaves, grandes, duras con unos pezones moroncitos duros de excitación…. Mientras le comía las tetas, ella gemía y me apretaba fuerte el pelo…
    La doy vuelta me arrodillo frente a su colita y se la empiezo a morder por sobre el jeans… ella caliente como estaba se desabrocha el pantalón, se lo bajo y veo esos hermosos cachetes regordetes…. Como se los mordí!!!
    Como había sospechado tenía una cola less… se la hago a un lado y empiezo a puertear ese apretado culito… ella no daba más de placer… así estuve un buen rato y la doy vuelta ahí nomas como estaba parada y le empiezo a lengüetear esa hermosa conchita… rosadita, suave y a esas alturas mojada, bien mojada…. Mientras le chupaba esa rica concha sin olorcitos y bien depiladita… la miraba y veía como sus ojos se ponían blancos de placer….
    En mis labios sentía el gusto de su clímax y de su excitación…. Y eso mas me calentaba…
    Me levanta y me dice con una cara de puta calentona: Cogeme, cogeme!!!!
    La arrimo al escritorio que había, le levanto una pierna y empiezo a penetrarla… suave, suave, hasta que desaparecía en esa hermosa conchita… así estuvimos un buen rato yo dándole bomba, bomba, y bomba y ella gimiendo y arañándome el cuerpo de placer…
    La paro y le pido que me entrega esa hermosa colita soñada por mi… sin chistar, se da vuelta y se abre en 4…. Fue la gloria… de una se la empecé a meter por esos hermosos y generoso cachete, notando lo apretadito que tenía ese culito (se notaba que hacía rato que nadie se había dedicado a transitar por esos lados)… la cabeza primero mientras se retorcía de dolor y placer…. Entra la primer parte y me acuesto sobre ella, mientras le doy besitos en la oreja…. Ella guarra como nunca me dice: “cogeme, métemela toda”
    Así que empiezo de vuelta a empujar una y otra vez… las embestidas eran cada vez más fuerte y el escritorio se quejada de tanto vaivén.
    Ya todo sudado le seguía dando y dando… ella tenía toda su espalda sudada y yo la lengüeteaba cada vez más y más.
    La di vuelta y ya la acosté sobre el escritorio y patitas al hombro se termino por entregar…. Como la penetraba en embestidas violentas y salvajes… mientras nos besábamos desenfrenadamente….
    Ya a punto de acabar me paro y le digo si quería chupármela un rato… la excusa perfecta para llenarle esa boquita que tantas veces desee….
    Fue un enchastre… con mi éxtasis le tire por la cara mi leche caliente y abundante… (ya había pasado como un par de meses que venía de sequia) así que se imaginan como la enchastre….
    Todo sudado de placer y calentura… nos miramos… nos sonreímos y nos empezamos a vestir….
    Nos limpiamos como pudimos, fuimos al baño, nos acomodábamos para salir normal de la oficina y simular esa catarata de placer del que habíamos disfrutado….
    Mientras íbamos hacia la salida, nos mirábamos y sonreíamos..,, pasamos x la guardia de seguridad y al fin salimos del edificio gubernamental…
    Nos despedimos y cada uno se fue a su casa…..
    Mientras estaba en mi casa, aun recordaba ese raid de violencia sexual que habíamos tenido…
    La mensajeo y nos reíamos de lo descarados que habíamos sido….
    Al día siguiente nos mirábamos y ya adivinábamos cada curva de placer que habíamos disfrutado mutuamente…..
    Ese fin de semana…..
    Lo cuento en la próxima….
    SI LLEGASTE HASTA ACA…. ES POR QUE ESTUVO INTERESANTE…
    SI LLEGASTE HASTA ACA LEYENDO ESTE RELATO… PUEDO CONTARTE QUE FUE REAL Y SUCEDIÓ ACA EN USHUAIA….

  • #2
    Respuesta: Horas extras en la oficina

    que buen relato y experiencia vivido , hasta por momentos me imaginaba contestando lo mismo que usted colega , lo felicito!!
    DIOS NO PODIA ESTAR EN TODAS PARTES Y POR ESO CREO A LOS GATOS!!

    Comentario


    • #3
      Respuesta: Horas extras en la oficina

      jajaja 100% pirata tiene uds toda la razon....
      fue todo un placer

      Comentario


      • #4
        Respuesta: Horas extras en la oficina

        muy bueno, que leeeendo que te pace esto!!!!

        Comentario


        • #5
          Re: Horas extras en la oficina

          muuuy buenoooooo

          Comentario


          • #6
            Re: Horas extras en la oficina

            se agradece muchachos!!! gracias x leerlo

            Comentario


            • #7
              Re: Horas extras en la oficina

              Que buen relato, gracias !!!

              Comentario

              Trabajando...
              X