Anuncio

Colapsar
1 de 2 < >

Argentinaxp.com

Escorts
2 de 2 < >

Club de Caballeros Argentina

Obtené acceso a la mejor información de Argentina y el Mundo. Asociate hoy y comenzá a disfrutar!
Ver más
Ver menos

Censo nacional 2010

Colapsar
X
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Censo nacional 2010

    Fiamma escort vip Centro

    Escort en Tribunales

    Escort en Tribunales
    Se realizará este año el Censo Nacional de Población, Hogares y Viviendas, que estará a cargo del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), según Decreto 67/2010, que establece la obligación ciudadana de responder al censo. (http://www.argentina.ar/_es/pais/C3002-censo-2010.php)

    Que estadisticas consideras que deben realizarse? Que debemos saber los Argentinos por medio del Censo (ademas de cuantos somos).

    Denuncian que el Censo 2010 estará plagado de irregularidades

    Hay retrasos en las tareas previas al relevamiento y a los formularios les faltan varias preguntas básicas


    Retrasos en las tareas precensales, olvidos de preguntas básicas en los cuestionarios, desmantelamiento del equipo de expertos que debía estar a cargo, retaceo de información a otros poderes del Estado y un curioso criterio nostálgico-ideológico para fijar la fecha del operativo son algunas de las irregularidades que rodean la preparación del Censo Nacional de Población, Hogares y Vivienda de 2010.
    Bajo el pomposo título de "Censo del Bicentenario" esa tarea está hoy a cargo de las mismas autoridades del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) que convirtieron a los índices oficiales de inflación en las cifras más cuestionadas del país.
    Los censos constituyen el operativo más importante que involucra al Indec y, a la vez, la movilización civil de mayor envergadura que puede encarar un Estado en tiempo de paz. La Argentina ha realizado nueve censos en toda su historia. Desde 1960, se inició la era de los censos "decenales", realizados en los años terminados en 0 (salvo los de 1991 y 2001, después de haber sido pospuestos por sendas crisis económicas).
    De ahí la preocupación de científicos, de organizaciones de la sociedad civil y de los propios empleados del Indec por la posibilidad de que los datos que surjan del próximo censo -cuyo costo sería de entre 60 millones y 80 millones de dólares- terminen siendo de dudosa calidad.
    Formulario elemental A partir del relato de cuatro fuentes directa o indirectamente relacionadas con la elaboración del Censo 2010, LA NACION pudo reconstruir la situación actual del operativo.
    Por empezar, hubo un cambio en la metodología planificada. En octubre de 2007, el Indec -ya bajo la conducción de su actual directora, Ana María Edwin, una funcionaria que responde al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno- había anunciado que, por primera vez, el país haría un "censo de derecho" (se encuesta a la gente por su lugar habitual de residencia) y no "de hecho" (es como una fotografía en la que se pregunta dónde pasó la noche anterior). El primero de los métodos requiere una mayor sofisticación en su elaboración y ejecución.
    Sin embargo, esta idea ya fue abandonada, como así también la de aplicar a toda la población el mismo formulario, como ocurrió en 2001. En esta ocasión, la mayoría de los residentes en la Argentina responderán un formulario básico, mientras que un porcentaje mínimo lo hará con una cédula censal ampliada, como ocurrió en 1991. Para algunos de los técnicos que trabajan en el tema, fue una gran sorpresa ver que el formulario básico diseñado por las autoridades del Indec carecía de algunas de las preguntas ineludibles de todo censo, como el lugar de nacimiento (indispensable para hacer un seguimiento de las migraciones internas y externas) o la situación conyugal de las personas.
    También quedó afuera del formulario básico todo lo referente al mercado laboral, una omisión que fue interpretada por algunos de los técnicos como una forma de cubrirse ante eventuales inconsistencias con la Encuesta Permanente de Hogares, que indaga sobre la tasa de desocupación y está fuertemente sospechada de estar manipulada.
    "A esta altura, en los censos previos ya se habían realizado una serie de tareas, pruebas piloto y consultas con especialistas y usuarios que no se hicieron", afirmó un técnico con varios lustros de experiencia en el sector. "Para hacerlo bien, haría falta un poco más de tiempo del que hay hasta 2010", indicó una profesional que también participó del anterior censo. Los retrasos alcanzan también a las oficinas provinciales. "Todavía no se trabajó con los municipios los reordenamientos propios de cada localidad, fundamentales a la hora de asignar la carga de trabajo de cada encuestador", denunciaron en un comunicado los trabajadores de la dirección de estadísticas bonaerense. "El desmadre administrativo se avizora como mayúsculo", agregaron.
    Un gran problema para la correcta ejecución del Censo del Bicentenario es que el equipo de la Dirección Nacional de Estadísticas Sociales y de Población fue prácticamente desmantelado. De las más de 40 personas que había antes de la intervención, quedaron menos de la mitad. ¿Por qué se fueron? Además de las ya clásicas "presiones de la patota", muchos se hartaron del particular sistema de premios y castigos que funciona en el Indec. Como ejemplo, cuentan la indignación que produjo en el área la decisión de Edwin de enviar a un congreso sobre género en México -con gastos a cargo del Indec- a su propia hija en lugar de a la especialista en el tema, como solía ocurrir hasta entonces.
    Edwin, de hecho, tomó en persona la conducción de este censo, ante la acefalía de hecho que produjo la licencia y no reemplazo de la directora del área. "Todas las decisiones son tomadas por un equipo minúsculo con prescindencia de toda consulta dentro o fuera del organismo", denunció un empleado. Tan personal se lo tomó Edwin que enmarcó en sus preferencias políticas la decisión de la fecha del censo. Tradicionalmente se planificaba para hacerlo entre mayo y octubre, pero la funcionaria kirchnerista decidió fijarlo en abril. El argumento transmitido a los técnicos no brilló precisamente por su profundidad académica: es porque en ese mes -de 1947- Perón hizo su censo.
    Silencio en el organismo LA NACION intentó conocer la posición oficial del Indec sobre estos temas, pero la oficina de prensa ni siquiera respondió los mensajes.
    El retaceo de información sobre el censo alcanza incluso al Poder Legislativo. La diputada nacional Ivana Bianchi (peronista disidente de San Luis) presentó en agosto un pedido de informes para que el Indec informe sobre los avances en la confección del Censo 2010. En los fundamentos habla de "una justificada preocupación y dudas respecto de la concreción en tiempo y forma de una herramienta fundamental en toda planificación para la creación de políticas públicas". El proyecto fue aprobado por la Comisión de Población con el voto de todos los diputados presentes, incluyendo los del oficialismo, aunque luego no pudo ser tratado en el recinto.
    "Supuestamente empezaron a trabajar en septiembre de 2007 pero, como no lo informan, a mí me preocupa que lo puedan concretar", dijo Bianchi a LA NACION. Y expresó: "Si se está mintiendo en los distintos índices oficiales, yo no sé con qué seriedad se va a hacer este censo". (http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1102413)
    “Es extraña la ligereza con que los malvados creen que todo les saldrá bien”.
    Victor Hugo

  • #2
    Respuesta: Censo nacional 2010

    Pero claro! Si tenés todo el Indec alterado, si la Encuesta Permanente de Hogares está truchada, que te sorprenda que declaren que hay casas con inodoros. Ya van a ver el show que se va a armar.

    Comentario

    Trabajando...
    X